Cómo revertir la miopía sin acudir al quirófano

La miopía es un defecto de la vista ocasionado por un error refractario del ojo que impide ver con nitidez los objetos lejanos. Las personas con miopía dependiendo del grado en que se encuentre la enfermedad, en ocasiones sólo pueden observar sombras a la distancia.

La miopía puede dividirse en dos tipos: simple y patológica. La miopía simple es aquella que empieza en la juventud y que se vuelve estacionaria alrededor de la adolescencia dejando de progresar a la edad de los 20 años. La miopía patológica es aquella que puede empeorar incluso después de los 25 años y causa a la larga cambios significativos en la morfología de los ojos.

La miopía puede vencerse naturalmente

Para corregir la miopía, sólo existen dos opciones. La más común es el uso de gafas. En muchos casos estas gafas son de un gran espesor, resultando bastante engorroso y antiestético su uso. Una segunda opción es la cirugía refractaria. Sin embargo, existen algunas recomendaciones que pueden ayudarnos a combatirla sin acudir al quirófano.

La miopía

Según la medicina alternativa, los defectos visuales pueden deberse a muchos factores, por ello te presentamos varios puntos que debes tener en cuenta si sufres de alguna enfermedad de la vista:

  • Desintoxicación del hígado. Cuando el hígado se encuentra saturado de sustancias tóxicas, la vista se reciente. Por esta razón te recomendamos desintoxicar tu hígado para vencer esta enfermedad visual.
  • Evita lo que no desees ver. Según la medicina alternativa la miopía es causada por algún trauma visual. Es decir, por haber visto algo que en un momento no deseabas ver. Muchas de las personas que sufren de miopía aseguran haber visto algo indeseado dos años antes de necesitar lentes.
  • Desintoxicación del colon. El colon es el principal encargado de limpiar nuestro organismo. Cuando no funciona bien, nuestro hígado se sobrecarga.
  • Sonríe más. Estar en constante tensión también afecta la salud visual. Por ello acostúmbrate a sonreír con mayor frecuencia.
  • Reduce tus niveles de estrés. El estrés produce tensión en los músculos de los ojos, lo cual ocasiona cansancio visual. Por lo que te sugerimos que trates de llevar un ritmo de vida un poco más relajado.
  • Ejercita la vista. Mueve tus ojos para que nunca estén por mucho tiempo mirando lo  mismo.
  • Mejora la flexibilidad. Realiza ejercicio regularmente para mejorar la flexibilidad de tu columna vertebral y tus articulaciones. Aunque no lo creas la condición de todo tu cuerpo afecta tu salud visual.

Otras recomendaciones

Para que esta enfermedad detenga su progreso hay otras recomendaciones que puedes seguir:

  • Aprovecha lo más posible la luz del día. Trata de realizar todas las actividades que requieran luz en horas del día. Realizar actividades que requieran utilizar la vista durante las horas de la noche sobrecarga tus ojos y los hace más propensos a sufrir de miopía.
  • En lo posible, realiza actividades al aire libre. Estás pueden relajarte en gran manera, lo cual beneficiará tu salud visual.
  • Disminuye el uso de aparatos electrónicos tales como el computador, tableta o teléfono. Si te es muy necesario utilizarlos frecuentemente, trata de que no se ubiquen muy cerca de tus ojos.
  • Bebe abundante agua todos los días. Esto beneficia tanto tu salud en general como la salud de tus ojos.