5 Cosas que no debes hacer cuando lavas el cabello

Cuando somos niños nuestras madres acostumbran a lavarnos el cabello. Con el paso del tiempo, dejan de hacerlo pues piensan que ya hemos aprendido. Sin embargo, en ocasiones esto no es así. Es posible que la forma como estemos aseando nuestra cabellera no sea la correcta. Hoy te mostraremos 5 errores frecuentes que muchas personas cometen al lavar el cabello.

Cuando no lavamos nuestro cabello de forma adecuada, el resultado es que nuestra cabellera va perdiendo brillo y volumen. Incluso, una mala higiene puede provocar algunas afecciones de salud. Al leer este artículo, puedes irte analizando para ver si estas cometiendo algunos de estos errores al lavar el cabello. Esperamos que te sea de utilidad.

Lavar el cabello: los 5 errores más comunes

Seguidamente te presentaremos los 5 errores comunes que puedes estar cometiendo al lavar el cabello y te explicaremos porque debes evitarlos.

Lavar el cabello

1. Lavar el cabello todos los días

De pequeños era muy común que nos lavaran la cabeza todos los días. Ya de adultos se vuelve innecesario. De hecho, se ha demostrado que lavar el cabello todos los días tiende a resecarlo, debilitarlo y hasta lo hace más propenso  a tener frizz. Por ello, evita lavar tu cabeza todos los días. Solo en algunos casos de dermatitis y otras condiciones se aconseja lavar el cabello frecuentemente.

2. Lavar tu cabello con agua caliente

Como sabes, cuando lavas tu piel con agua caliente, esto abre los poros; lo mismo ocurre con tu cabellera. Si lavas tu cabello con agua caliente, esto abre los folículos y debilita la raíz de tu cabello. Por ello, si acostumbras a tomar duchas calientes, no apliques agua demasiado caliente en el cabello, y si utilizas agua tibia siempre termina enjuagando con agua fría  para cerrar los poros.

3. Dejar de usar acondicionador

Por mucho tiempo se ha desaconsejado el uso de acondicionador, pues a muchas personas suelen ocasionarle caspa. Sin embargo, la caspa sólo se produce cuando el acondicionador no es retirado o enjuagado correctamente. De manera que, te sugerimos utilizar acondicionador al menos una vez por semana para darle a tu cabello brillo y suavidad.

4. Utilizar el mismo champú

Es cierto que a veces nos acostumbramos a emplear ciertos productos en nuestra higiene personal. Y esto es verdad también en el caso de los champuses. Decidimos utilizar el mismo champú por costumbre o porque vemos que nos sienta bien. Sin embargo, se ha comprobado que al emplear siempre el mismo champú nuestro cabello se acostumbra a los ingredientes de éste y con el paso del tiempo, nuestro champú corriente deja de ser efectivo.

Por esto, recomendamos alternar tu champú regular con cualquier otro, al menos una vez cada tres semanas. De esta manera, el nuevo champú eliminará los residuos del anterior.

5. Lavar fuertemente las puntas del cabello

No es recomendable lavar las puntas de forma reiterada o con muchas fuerzas. Empieza lavando y masajeando el cuero cabelludo y luego baja suavemente hacia las puntas. De esta manera, evitarás que las puntas de tu cabello se abran o se resequen y le den a tu cabello un aspecto desaseado.

Evita estas equivocaciones al lavar tu cabello y utiliza frecuentemente mascarillas hidratantes. También, recuerda protegerlo de los rayos del sol, especialmente al ir a la playa. Si sigues estas recomendaciones, de seguro tu cabellera lucirá sana y brillante.