Este es el video que ha salvado muchas vidas no dejes de compartirlo

Seguramente has escuchado mucho de las propiedades curativas del ajo. Quedarás sorprendido al ver todo lo que este vegetal puede hacer. Este ingrediente no puede faltar en la cocina, ha salvado muchas vidas, además es un ingrediente económico y fácil de conseguir. Este vegetal está al alcance de todos, hoy te mostraremos todos los beneficios que puedes obtener al consumirlo en forma de tintura.

La receta que te mostraremos hoy, está enfocada en la preparación de una tintura de ajo que es muy poderosa. De hecho, sus efectos son tan duraderos que debe realizarse una vez cada 5 años. El origen de este remedio, está en el Tíbet, donde los monjes budistas la utilizaban hace cientos de años para curar y prevenir innumerables enfermedades. Esta receta potencia todas las propiedades que conocemos del ajo, ha salvado muchas vidas.

Ha salvado muchas vidas: el video que no quieren que veas

Esta cura tibetana ha salvado muchas vidas. Son muchos los beneficios que se pueden obtener al consumirla. Existen registros de que ha sido utilizada para tratar las siguientes enfermedades:

Ha salvado muchas vidas

  • Problemas auditivos.
  • Hemorroides.
  • Gastritis.
  • Arterosclerosis.
  • Isquemia.
  • Reumatismo.
  • Sinusitis.
  • Sobrepeso.
  • Dolores de cabeza y migrañas.
  • Problemas de visión.

La receta que ha salvado muchas vidas: Receta tibetana de tintura de ajo

Ingredientes

  • 250 ml de alcohol de 70º para uso interno.
  • 350 gramos de ajo.

Modo de elaboración

  • Pela los ajos y tritúralos o pícalos en trozos pequeños.
  • Agrega los ajos a un recipiente de vidrio y añade el alcohol.
  • Cierra herméticamente y guarda en la nevera durante 10 días.
  • Transcurrido ese tiempo, cuela la mezcla con un colador de tela.
  • Conserva el líquido en el mismo envase y guárdalo en la nevera otros dos días.
  • Listo, ya tiene preparada tu tintura de ajo que potencia los efectos de este maravilloso vegetal.

Modo de consumo

La tintura de ajo, debe tomarse en gotas, mezcladas con jugo, leche o agua, antes de las tres comidas principales. La distribución debe hacerse como sigue:

  • Día 1: en la mañana 1 gota, en la tarde 2 gotas y en la noche 3 gotas.
  • Día 2: en la mañana 4 gotas, en la tarde 5 gotas y en la noche 6 gotas.
  • Día 3: en la mañana 7 gotas, en la tarde 8 gotas y en la noche 9 gotas.
  • Día 4: en la mañana 10 gotas, en la tarde 11 gotas y en la noche 12 gotas.
  • Día 5: en la mañana 13 gotas, en la tarde 14 gotas y en la noche 15 gotas.
  • Día 6: en la mañana 16 gotas, en la tarde 17 gotas y en la noche 18 gotas
  • Día 7: en la mañana 17 gotas, en la tarde 16 gotas y en la noche 15 gotas.
  • Día 8: en la mañana 14 gotas, en la tarde 13 gotas y en la noche 12 gotas.
  • Día 9: en la mañana 11 gotas, en la tarde 10 gotas y en la noche 9 gotas.
  • Día 10: en la mañana 8 gotas, en la tarde 7 gotas y en la noche 6 gotas.
  • Día 11: en la mañana 5 gotas, en la tarde 4 gotas y en la noche 3 gotas.
  • Día 12: en la mañana 2 gotas, en la tarde 1 gotas y en la noche 25 gotas.
  • Luego del día 12 se deben tomar 25 gotas en cada comida hasta terminar el frasco.