Receta mágica para sanar las venas varicosas y la trombosis

En la actualidad, es muy común que las personas sufran de venas varicosas y trombosis, esto se debe principalmente a la mala circulación o producto de inflamaciones en las venas, hablando en términos estadísticos, es más frecuente encontrar afecciones de este tipo en  mujeres, sin embargo, los hombres no se encuentran exentos de padecer este problema.

El principal riesgo que se corre cuando se padece esta enfermedad, es que cuando las venas se inflaman se hace más difícil y lento el flujo sanguíneo, ocasionando que la sangre se ponga cada vez más espesa e incluso ocasionando que se obstruya una vena y comience a acumularse la sangre, al ocurrir esto, la sangre se coagula y además de evitar que la sangre llegue a todo el cuerpo, existe el riesgo de que al desprenderse un coagulo viaje al corazón o pulmones ocasionando un problema aún más grave.

Venas varicosas y trombosis, evítalas con una receta mágica

Las venas varicosas, además de causar alto riesgos de padecer una trombosis, son bastante anti estéticas, es por eso que te mostraremos una manera de combatirla efectivamente.

venas varicosas

Es muy común encontrar venas varicosas en las piernas y los tobillos y hay muchos factores que intervienen en su origen, tales como, sobre peso, genética, mala circulación, una vida sedentaria, embarazo, problemas hormonales, paños de sangre, lesiones y trabajos que ameritan largas horas de pie, poco movimiento o muchas horas sentados y se debe principalmente a daños que sufren válvulas y venas.

Esta receta para tratar las venas varicosas se basa en dos sencillos ingredientes, que podrán hacer la diferencia en tu vida, pues los tratamientos para las varices son el punto clave para evitar obstrucciones en las venas que puedan causar una trombosis venosa profunda, es importante mencionar, que esta receta mágica, debe ir acompañado con hábitos que disminuyan el riesgo de padecerlas, es por ello que se debe disminuir los hábitos de estar sentados o parados por mucho tiempo y agregar a nuestra rutina diaria algo de ejercicio.

Receta para preparar nuestro remedio milagroso

Ingredientes:

Para preparar este increíble remedio sólo necesitarás los siguientes ingredientes:

  • Un vaso de leche orgánica de cabra.
  • Un jabón de baño para bebes.

Preparación:

La preparación es muy sencilla solo sigue los siguientes pasos:

  • Calienta el jabón hasta que consigas una textura pastosa.
  • Agrégale la leche y mezcla vigorosamente.
  • Cuando hayas conseguido una mezcla homogénea que tenga la textura de una pasta colócalo en un recipiente muy bien lavado y preferiblemente de vidrio con tapa deja reposar para su posterior aplicación.

Modo de uso:

  • Coloca la mezcla en el área afectada y masajea de arriba hacia abajo.
  • Coloca compresas de agua fría en las partes más afectadas.
  • Realiza unas compresas con la crema y colócalos en la zona afectada por aproximadamente 30 minutos.
  • Realiza este tratamiento por lo menos tres veces al día y verás los resultados más rápido de lo que imaginas.
  • Para preservar tu remedio milagroso mantenlo en el refrigerador.
  • Recuerda realizar un poco de ejercicio para mejorar tu circulación, esto es vital para mantener tu circulación activada.