Aprende a Preparar Mantequilla Casera con Dos Ingredientes

La mantequilla es una grasa comestible, que se utiliza para untar o como base para otras preparaciones, esta grasa se obtiene como resultado de batir o agitar la crema de leche de vaca, suele tener un suave sabor, una textura cremosa y un color amarillento.

En esta oportunidad te mostraremos como preparar un mantequilla casera con tan sólo dos ingredientes que te sorprenderá.

Mantequilla casera, prepárala con tan solo dos ingredientes

Con esta receta que te daremos podrás preparar una exquisita mantequilla casera teniendo como base tan sólo dos ingredientes.

mantequilla casera

Preparar esta mantequilla casera es sumamente fácil y económico, además tendrás la certeza de que no tiene químicos ni preservativos artificiales.

Para prepararla necesitaras tan sólo los siguientes ingredientes:

  • Nata de leche.
  • Sal.

Te aseguramos que no te arrepentirás de preparar esta rica mantequilla y te olvidarás de comprar una en el supermercado.

Preparación:

  • Colocar la nata en el refrigerador, pues debe estar bien fría, se recomienda la nata de la vaca, 100% orgánica, para que sea lo más saludable posible. Debes colocarla en un envase o bol apto para batir.
  • Puedes utilizar una batidora eléctrica o un ayudante de cocina, debes batir a una velocidad media y poco a poco veras como va cambiando la textura de la nata.
  • En el momento en el que la nata se monte, se debe subir la velocidad de la batidora, poco a poco veremos como el color de la nata va tornándose amarillenta y va cambiando su textura hasta que se corte. En este momento la nata se ha convertido en mantequilla.
  • Veras como la nata ha botado todo el suero, en ese momento debes colarla y lavarla hasta ver que el agua que sale del colador está limpia, luego presiónala poco a poco, para que la mantequilla suelte toda el agua.
  • Cuando sientas que está bastante seca, colócala sobre un papel absorbente, para tener la seguridad de que la mantequilla soltó todo el líquido.
  • Luego que la dejes escurrir muy bien, es momento de mezclarla con la sal al gusto, y tendrás tu mantequilla casera lista para degustar.

Recuerda refrigerarla, si no la vas a consumir inmediatamente, ahora te preguntaras, por qué preparar una mantequilla casera, las razones te las diremos a continuación:

  • Es rica en vitaminas A, D, E y K.
  • La mantequilla contiene lecitina, la cual es un excelente antioxidante.
  • Contiene minerales que aportan grandes beneficios al organismo, tal es el caso del zinc, cromo, cobre y selenio, el cual también es un excelente antioxidante.
  • Es una gran fuente de yodo, el cual estimula la producción de hormonas tiroideas, las cuales ayudan a mantener un metabolismo sano.
  • Las grasas contenidas en esta mantequilla casera, tiene propiedades anticancerígenas, pues contiene ácido linoleico, el cual, además de prevenir el cáncer ayuda a la pérdida de peso.
  • Posee ácidos grasos que ayudan en gran manera a evitar las infecciones gastrointestinales.
  • Promueve las grasa saludables, las cuales ayudan a mantener nuestro cerebro activo y en buenas condiciones, posee Omega 6 y Omega 3, los cuales son muy saludables para nuestra salud.

Estos son solo algunos beneficios del consumo de la mantequilla, es por eso que te invitamos a preparar tu mantequilla, que además de saludable te encantará.